*La CNTE debiera liberar oficinas de Servicios Regionales afecta en trámites administrativos

POR Baltazar SÁNCHEZ HUERTA

LÁZARO CÁRDENAS, MICH.-La titular de la Unidad de Servicios Educativos, Licenciada en Pedagogía Leticia Bruno Espino, señaló que busca la unificación del magisterio sin distinción de nadie, además de resolver la problemática en la región sin necesidad de acudir a las oficinas centrales de Morelia para resolver cualquier asunto relacionado a la educación. Apuntó que la certificación en la Región Sierra Costa está en línea para entregarse al regreso del ciclo escolar sin contratiempos.

Aun la CNTE mantiene tomada las oficinas en las diferentes regiones del Estado, Leticia Bruno, señaló que el magisterio debería liberar las oficinas están afectando a quienes acuden a realizar un trámite administrativo, solicitud de duplicidad de Certificados, tramites de credenciales para créditos entre otros asuntos de los propios maestros dijo que las oficinas deben estar abiertas mañana y tarde, siempre para el beneficio de los maestros donde abarca seis municipios de la región Sierra Costa, Coahuayana, Aquila, Arteaga, Tumbiscatio de Ruiz, Chinicuhila y Lázaro Cárdenas, donde hay por lo menos 8 mil 500 maestros.

El servicio en línea de la SEP, el cual fue creado por la Secretaría de Educación Pública (SEP) ha venido a favorecer y enriquecer la agilización de trámites, hoy en día, con el uso de la tecnología e innovaciones principales de este servicio, se tiene el documento de certificado en línea para quienes entregaron en tiempo y forma la evaluación de los alumnos en el aprovechamiento del aprendizaje en la educación.

En el regreso a clases las escuelas tendrán ya en línea los certificados sin fotografía listos para ser entregados a los alumnos para continuar su educación sin ningún contratiempo esto con el único objetivo de que la SEE y SEP haga uso de las Tecnologías  modernas y ahorrar en desplazarse de una ciudad a otra para entrega y regreso de documentos que en ocasiones acarreaba problemas y demoras para entregarlos a los niños o niñas que egresaban de primaría o secundaría.